De Impacto

El Ejército no es policía en ninguna democracia, alertan ante reforma en Guardia Nacional


Expertos consideraron que los integrantes del Ejército Mexicano no están preparados, en este momento, para realizar la vigilancia en las calles.


La reforma propuesta del presidente Andrés Manuel López Obrador de que la Guardia Nacional sea parte del Ejército es “muy peligrosa”, porque los militares no son policías en ninguna democracia del mundo.

“Que peligroso, porque es seguir confundiendo lo que es Ejército con lo que es policía: Tienen dos roles diferentes y es la gran confusión del presidente de la República desde el inicio del sexenio“, dice Santiago Roel, fundador y director de Semáforo Delictivo, herramienta que ayuda a entender la delincuencia y la violencia en México.

El fundador de Morena prometió en campaña sacar al Ejército de las tareas de seguridad pública, pero ahora su propuesta es contraria, recordó el activista.

“Los militares tienen su función en México, pero no es la de ser policías en ninguna democracia del mundo”, comentó a Forbes México.

López Obrador dijo que la Guardia Nacional debe seguir consolidándose, así como no quiere que pase y sea controlada por la Secretaría de Gobernación (Segob) o cualquier otra institución para que en seis años esté echada a perder.

“Voy a proponer en su momento que (la Guardia Nacional) forme parte de la Secretaría de la Defensa Nacional como existe la Fuerza Aérea, porque no quiero quedarme con la responsabilidad de no haber propuesto las cosas que considero convienen al país”, señaló el mandatario federal.

“La Guardia Nacional  no quiero que suceda lo que pasó con la Policía Federal, que se integró y se echó a perder al grado que está preso el que fue secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna,  en el gobierno de Felipe Calderón”, recordó López Obrador.

El presidente dijo que en 2021, 2022 y 2023 presentará a la Cámara de Diputados las reformas constitucionales para modificar las reglas del sector eléctrico y al Instituto Nacional Electoral (INE), así como que la Guardia Nacional sea parte del Ejército.

Santiago Roel expresó que no existe en el mundo algún país donde los militares sean policías, algo que solo se da cuando hay emergencias extraordinarias.

“Si ahora además de las otras tareas que le ha encargado el presidente de la República al Ejército Mexicano, le añades la responsabilidad de la seguridad pública, pues los vas a reventar”, comentó José Antonio Ortega Lara, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal (CCSPJP).

Los integrantes del Ejército Mexicano no están preparados, en este momento, para realizar la vigilancia en las calles, declaró.

“En el Colegio Militar, que está en Tlalpan (Ciudad de México), se imparte la licenciatura en Seguridad Nacional y otra para ser policía. Ya están preparándose ellos, porque seguramente el presidente de la República ya les dijo”, dijo.

Ortega Lara mencionó que las tareas de seguridad pública van a poner en riesgo al Ejército Mexicano,  una de las instituciones con mayor prestigio entre los mexicanos por su servicio de seguridad nacional y ayuda en catástrofes.

“Si nada más fuera el apoyo de las Fuerzas Armadas a la policía con un mando civil, porque protegen a los civiles encargados de realizar las acciones de prevención del delito”, agregó.

 “Vamos a echar a perder a una de las instituciones más queridas en México, si incorporamos la Guardia Nacional a la Secretaría de la Defensa Nacional”, concluyó el presidente del CCSPJP. Forbes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button