Reinauguran quirófanos del Hospital del Niño

Mediante una inversión de 49 mdp, se remodelaron las instalaciones y fortalecieron equipamiento médico, señala Rafael Arroyo, secretario de Salud

22 enero 2017, 5:10 pm

REDACCIÓN
ORO NEGRO

VILLAHERMOSA.- Con una cirugía de anginas (amigdalectomía) a un paciente de cuatro años de edad, el secretario de Salud, Rafael Gerardo Arroyo Yabur, reinauguró los quirófanos generales del Hospital Regional de Alta Especialidad del Niño “Dr. Rodolfo Nieto Padrón”, además de constatar el equipamiento médico en donde se invirtió más de 49 millones de pesos.

El funcionario señaló que se cumplen las indicaciones del gobernador Arturo Núñez Jiménez, respecto a mejorar la capacidad resolutiva de cada uno de los hospitales de la dependencia, a través de un proceso de modernización gradual de sus instalaciones.

Dijo que además de corroborar físicamente que los equipos funcionen de manera adecuada, verificó el ambiente laboral y convivió con los médicos, a fin de conocer bien sus necesidades y replantear la forma de trabajar este año.

Arroyo Yabur dijo que en el Hospital del Niño se realizó la remodelación integral del quirófano general, que incluyó reubicación del transfer, remozamiento de baños y vestidores del personal médico, cambio de recubrimientos de PVC en circulación blanca, adecuaciones de las camas de terapia intensiva, del cuarto séptico y de ropería, y la rehabilitación de las líneas de gases medicinales.

Asimismo, cambiaron las cortinas antibacterianas, protecciones contracamilla y esquineros del área de recuperación de quirófanos, además de rehabilitar las ocho puertas de acceso a estas áreas, todo ello mediante una inversión superior a 2 millones de pesos, agregó.

Pero además, prosiguió el secretario, se fortaleció el equipamiento médico del nosocomio con la adquisición de 18 cunas de calor radiante con fototerapia, 17 monitores de signos vitales avanzados, 63 lotes de instrumental absten, 75 lotes de instrumental neo-fármacos, seis sistemas de calentamiento para pacientes, cuatro lámparas quirúrgicas de emergencia portátil, cuatro lámparas frontales con lupas, y cuatro mesas quirúrgicas mecánico-hidráulica avanzadas.

También se le dotó de un nefroscopio percuateneo, un equipo de ultrasonido portátil, una unidad electro-quirúrgica de uso general, dos equipos de rayos X portátil, dos incubadoras de traslado, dos desfibriladores con paletas interior y exterior, dos carros rojos con desfibrilador completo, dos máquinas de anestesia y una campana de flujo laminar, que requirieron recursos estatales por 47 millones de pesos, concluyó.