Aflora corrupción de Candelario Pérez Alvarado

Recientemente, el 3 de noviembre, en la mañana, antes de que fuera removido de la dirigencia estatal por el Consejo Estatal de su partido, Pérez Alvarado volvió a denunciar que su familia había sido amenazada de muerte y que se vio en la necesidad de sacarla del estado, junto con su madre.

28 noviembre 2017, 9:47 am

REDACCIÓN
ORO NEGRO

VILLAHERMOSA.- Cuando menos en dos ocasiones, Candelario Pérez Alvarado, la cara inteligente de Juan Manuel Fócil Pérez, ha tenido que ver con disparos; sus enemigos reales o inventados lo han amenazado de muerte y han llegado a rafaguearlo; también se le ha señalado de ser socio de tres constructoras y dueño de un edificio de departamentos.

En marzo de 2015, un comando de más de 12 hombres armados disparó con metralleta en las paredes, destrozó la fachada de unas de sus casas, ubicada en la colonia Buenavista y, sin lesionar a ninguno de los familiares,
“vaciaron” la casa. “Amenazaron con secuestrar a mi hija”, dijo en aquella ocasión.

Una semana antes, Pérez Alvarado había sido designado candidato del PRD a diputado federal; su nombre aparece en el número uno de la lista de la tercera circunscripción, ya tenía asegurada una curul en la Cámara de Diputados federal.

Recientemente, el 3 de noviembre, en la mañana, antes de que fuera removido de la dirigencia estatal por el Consejo Estatal de su partido, Pérez Alvarado volvió a denunciar que su familia había sido amenazada de muerte y que se vio en la necesidad de sacarla del estado, junto con su madre.

Por si fuera poco, a los 10 días de haber sido removido de la presidencia del comité ejecutivo Estatal perredista, en redes sociales exhibieron fotografías de un edificio valuado en aproximadamente 15 millones de pesos, ubicado en la Colonia Primero de Mayo, cuya presunta propiedad se le adjudica.

El edificio de cuatro niveles está ubicado en la Colonia Primero de Mayo, en el cruce de las calles Retorno Ceiba y Cerrada Ceiba número 123, en Villahermosa.

El inmueble cuenta con 4 niveles; un departamento por piso con 3 recamaras, sala, comedor, dos baños completos y equipados, cocina integral, minisplits en recámaras y sala, cuarto de servicio, y cochera para dos vehículos.

El forcejeo
El 17 de octubre, la Comisión Jurisdiccional del Consejo Estatal perredista, integrada unos días antes, demandó a Candelario Pérez Candelario entregar la dirigencia estatal por no rendir informes financieros ni de actividades.

Ese día Pérez Alvarado calificó de mezquinos a quienes exigían su salida de la dirigencia.

Trató de empatar, aunque reconoció que su periodo concluiría el próximo viernes 27 de octubre y por el contrario –dijo– el periodo del Consejo Estatal ya había concluido el pasado miércoles 4 de octubre y estaba prorrogado, “no solo vence mi mandato como dirigente, sino que venció el de todo el CEE en su conjunto”.

Insistió en que no estaba notificado,” ahí ponen una fecha el día 20 pero resulta que no podré estar por atender la votación de la ley de ingresos; lamentó la posición de los compañeros, la mezquindad, que sirvan de esquiroles para tratar de distraer que podamos lograr un acuerdo para Tabasco”.

Aceptó que de todas maneras yo había propuesto renunciar porque tenía otros intereses que tienen que ver también con Tabasco.

El domingo 22 de octubre fue la primera sesión de la Comisión Jurisdiccional de Consejo Político Estatal (CPE) del Partido de la Revolución Democrática (PRD) para llevar a cabo la primera audiencia al dirigente Candelario Pérez Alvarado por el proceso de remoción en su contra.

Al día siguiente, sobre la petición de su salida por supuestamente no transparentar el manejo de los recursos del partido, alegó que en la página de transparencia esta el manejo de todos los recursos, ya que cada tres meses el Instituto Nacional Electoral (INE) realiza una auditoria, además de que instruyo a la secretaría de Finanzas Judith López Hernández, para que les entregue de manera pública la documentación del manejo de los recursos, que fue aprobado por el propio Consejo Estatal.

Y en relación al resolutivo de la Comisión Jurisdiccional, señaló no estar enterado del caso, puesto que hasta ese momento no había recibido ninguna notificación, y que para él, lo más importante es lo que se pueda construir en el tema de las tarifas eléctricas justas para Tabasco y que en eso tiene concentrado todo su esfuerzo.

Aprovechó la ocasión para invitar al coordinador del grupo parlamentario del Congreso Local José Antonio de la Vega Asmitia y al resto de los diputados, a que lo acompañaran el miércoles 25 a las 9 horas a la reunión de la Comisión de Presupuesto del Congreso de la Unión a la instalación de una mesa de trabajo.

En esa intervención presumió que al senador Humberto Mayans Canabal le había tomado la palabra y convocó a hacer un gran frente entre todos los tabasqueños, para que finalmente se den las tarifas justas en Tabasco.

Por fin, el 3 de noviembre se venció el plazo y Candelario, después de Ser voceado en tres ocasiones, con el notario público número 8, Elías Nazur, no llegó a la cita ante la Comisión Jurisdiccional del PRD a presentar la documentación comprobatoria del manejo de los recursos del partido y del estado que guarda.

“Cando no cree en nadie ni obedece a nadie, sólo cree que el PRD es una de sus compañías que formó con los moches”, dijo Leonel de la Cruz, uno de los perredistas de Foro Nuevo Sol.

Sin embargo, con la última gota de esperanza, Pérez Alvarado impugnó el resolutivo ante la Sala Regional de Xalapa del Tribunal electoral de la Federación y ante el Comité Ejecutivo Nacional del PRD; la instancia federal devolvió el expediente al Tribunal Electoral local y el Comité Ejecutivo Nacional resolvió como improcedente.

Este jueves 23 de noviembre, la Comisión Nacional Jurisdiccional del PRD avaló la remoción de Candelario Pérez Alvarado como dirigente estatal.

El órgano partidista, dependiente del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del sol azteca, al declarar infundado el recurso de queja interpuesta por Laura Liliana Díaz Carrasco, quien se había inconformado por la integración de la Comisión Jurisdiccional Estatal.

Con este dictamen se ratifican todas las acciones hechas por sus integrantes encabezados por José Trinidad Noriega Contreras, quienes por el voto mayoritario decidieron remover a Candelario Pérez Alvarado de la dirigencia estatal nombrar a Darvin González Ballina por un año.