Abyecto, Ángel Solís utilizó honras para llegar a la Setab

Oportunista, a fines de agosto de 2015 empezó a convencer a Yolanda Osuna Huerta para que autorizara que el Instituto de Administración Pública instituyera una cátedra en memoria de su esposo Lácides García Detjen, quien había fallecido el 22 de ese mes.

3 Enero 2017, 11:18 am

REDACCIÓN
ORO NEGRO

SAMUEL L. SOTO GILES.- Hace dos meses, el “farsante” Ángel Solís Carballo adquirió una vivienda en un fraccionamiento exclusivo, cercano a la ciudad de Villahermosa, en un millón y medio de pesos, señaló una fuente acreditada a Oro Negro.

La misma fuente detalló como Solís Carballo, sin el perfil pedagógico ni mucho menos ético, saltó del Instituto de Administración a la Secretaría de Educación de Tabasco, aprovechándose de la buena fe de lo más sagrado de una familia.

Oportunista, a fines de agosto de 2015 empezó a convencer a Yolanda Osuna Huerta para que autorizara que el Instituto de Administración Pública instituyera una cátedra en memoria de su esposo Lácides García Detjen, quien había fallecido el 22 de ese mes.

Osuna Huerta rehusó la propuesta, pero Solís Carballo la organizó y la presentó, inmediatamente, el 13 octubre de 2015. Ese día, el entonces presidente del IAP se comprometió a que cada cuatro meses la cátedra “Lácides García Detjen” realizaría coloquios, seminarios, conferencias y talleres sobre temas de interés actual y públicos.

“La cátedra que se honra con su nombre, permitirá abrevar en el conocimiento, la experiencia y las propuestas de personalidades distinguidas de diferentes formaciones y quehaceres, que habrán de ser convocadas para las actividades que se organicen con ese fin”, aseguró.

Esa disciplina académica fue inaugurada con la participación de Álvaro Ruíz Abreu, Emilio de Ygartua y Monteverde y Víctor Sámano Labastida.

Sin embargo, con los meses la artimaña quedó descubierta. Ángel Solís, abyecto, empezó a suplicarle a Yolanda Osuna que lo recomendara con Ignacio Cobos para que lo propusiera, llegando el momento, como titular de la Secretaría de Educación.

“Yolanda Osuna se negaba una y otra vez, pero fue tanta la insistencia que por fin hizo la recomendación”, dijo la fuente acreditada.

Por otra parte, en las redes sociales se sigue develando el perfil de Ángel Solís. En su canal de noticias, Wilbert Benoni, señala que con el “súper cuestionado, la capacitación del IAP ha sido un desastre”.

El comunicador ejemplifica con el caso del alcalde Huimanguillo, Francisco Sánchez Ramos, que es integrante del consejo directivo del IAP, a quien le fue reprobada la cuenta pública 2015 por un faltante de “302 millones de pesos”.

Incluso, los legisladores de su mismo partido, el PRD, por aquel municipio, Charles Méndez Sánchez y María Estela De la Fuente, se pronunciaron en contra de la aprobación de dicha cuenta pública. 

Durante la votación en diciembre, Méndez Sánchez dijo que la administración 2015 de Huimanguillo únicamente solventó el nueve por ciento de los 337 millones 443 mil 561 pesos observados por el OSFE, razón suficiente para reprobarla.

También, Adrián Tomás Castellanos Murillo opina que (la Setab) sale de Guatemala para entrar en Guatepeor; José M. Fajardo, confirma que lo que se ha publicado en Oro Negro “es cierto, es una persona media mamila… y su equipo ni se diga… trabajaba con él una chica que estuvo en Notinueve y se creían hechos a mano y son unos parásitos incrustados en el presupuesto público…”

Leandro Ventura confirma que Ángel Solís fue secretario particular y asesor de “la rata del gobernador de Chiapas, Juan Sabines Guerrero”.

El exgobernador chiapaneco, con la asesoría de Ángel Solís, es recordado como el más corrupto en la historia de Chiapas. Para el desvío de recursos utilizó empresas fantasma que supuestamente realizaron obra pública o prestaron servicios que nunca se efectuaron.

Otro de los integrantes del consejo directivo del IAP es Javier Vargas Ramón, que fue destituido como presidente magistrado del Tribunal de Conciliación y Arbitraje, por irregularidades como funcionario público.

El columnista Jacinto López Cruz, publicó que Javier Vargas Ramón hizo negocios sucios al amparo del poder y por esa razón, al ser pillado con las manos en la masa fue destituido, aunque decorosamente le pidieron la renuncia.

“A Vargas Ramón debieron investigarlo por todos los laudos que negoció y de los cuales hay constancias documentales”, reportó López Cruz del socio de Ángel Solís.